Ecuador ubicado en puesto 54, en listado de eficiencia en la salud

Ecuador está entre el grueso de países más ineficientes en sanidad en América Latina y el Caribe. Así lo reseña el primer estudio de eficiencia de los sistemas de salud de la región publicado por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), que lo ubica en el puesto 54 de un total de 71 estudiados, por debajo de Chile, Colombia, Paraguay, Brasil y Venezuela.

El informe, que mide seis parámetros, retrata una realidad en la atención en la salud que contrasta con la gran cantidad de recursos invertidos: 5.000 millones de dólares entre 2007 y 2012 y una cifra mucho mayor hasta el 2017.

Los resultados de este nuevo estudio son similares a los registrados en un informe del 2010 de la Organización Mundial de la Salud (OMS), lo que indica que se ha hecho poco para cambiar la realidad.

Entre las 71 naciones analizadas, Ecuador está entre las últimas 17 de la tabla, en donde se sitúan la mayoría de las latinoamericanas y caribeñas. El único país latinoamericano mejor ubicado es Chile, que está en la posición 8.

El estudio del BID hace hincapié en que los recursos se asignan a intervenciones que no maximizan las mejoras en salud, como es gastar más en cuidados curativos (atender enfermedades) que en medidas preventivas. La subutilizaciónde medicamentos genéricos es otra gran fuente de ineficiencia. A ello le suman la mala administración y la corrupción.

Diana Pinto, especialista líder en salud del BID, dijo que la calidad institucional es un factor decisivo para contar con mayor eficiencia sanitaria. Asegura que “aquellos países donde los gobiernos tienen más transparencia, participación ciudadana y lucha contra la corrupción, puntúan más alto en estas medidas”. En este grupo no está Ecuador.

Otra de las cuestiones que intervienen en la eficiencia sanitaria, según Pinto, es la calidad de la atención primaria. Cuanto más oportuno sea el tratamiento, se previene el deterioro agudo, la progresión y las complicaciones en personas enfermas.

Esas tendencias, dice el documento, fortalecen los argumentos a favor de una mayor eficiencia para frenar el crecimiento del gasto público en los países de América Latina y el Caribe.

Causas y efectos

Atención primeria

Según el informe, la gestión proactiva de las enfermedades en la atención primaria puede contribuir a contener el gasto en salud, al reducir o incluso evitar la necesidad de visitas de urgencia y las hospitalizaciones.

Política Farmacéutica

Hay, según el estudio, muchas opciones de estrategias para controlar precios y priorizar medicamentos, y así invertir en aquellos que realmente hagan la diferencia y añadan valor y mejoren la eficiencia.

Fuentes de Ineficiencia

Combinación inadecuada o costosa de profesionales, precios altos, baja calidad y uso irracional de medicinas, sobreutilización de productos y servicios sanitarios y desvíos dirigidos a la corrupción y el fraude.

, ,

About Revista Planisferio

View all posts by Revista Planisferio →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *